Pasen y vean

martes, 22 de diciembre de 2015

No me espereis despiertos

cansada de lo mismo de siempre,
de no ser la misma, de perder todas las veces,
no me gusta este juego ni siquiera sé cómo se juega,
solo puedo dar golpes a la mesa y pasar turno,
cansada de las altas expectativas,
tanto de tenerlas como de que la gente las tenga sobre mí,
no vivo para cumplir estándares, ni impuestos por la sociedad ni impuestos por nadie de mi alrededor,
no he venido aquí a ser lo que todos quereis que sea,
ni siquiera soy politicamente correcta pero no me hace falta,
no voy a levantaros a todos mientras me dejo caer a mí misma,
no voy a haceros felices si eso implica tener menos en cuenta mi felicidad,
llamadme egoísta, yo solo pienso que he llegado al límite,
ya no espero nada de nadie asi que no lo espereis de mí,
y no es una carta de despedida, y si lo fuese solo me pediría perdón a mí misma,
porque he dado tanto por todos que me he quedado sin nada para levantar mi cuerpo del suelo,
suerte la próxima vez

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Verano

verano, dos esposas que se rompen, alas que brotan y liberan cadenas, islas que se separan mientras nacen volcanes, aves que vuelan al n...